dissabte, 29 d’octubre de 2016

el llegat de philip roth


El escritor al que cada año niegan el Nobel de literatura vive en Connecticut entre una montaña de libros que cubren las paredes de su casa. Ahora Philip Roth, que cumplió 83 años en marzo, ha encontrado destino para su colección, que suma cerca de 4.000 volúmenes. La Biblioteca Pública de Newark, la ciudad natal del autor, será el destino final de sus libros, en una donación que hoy anunciará la institución en la primera conferencia Philip Roth, que protagonizará su colega Zadie Smith.
Con el paso del tiempo, la residencia de Roth en Connecticut se ha convertido en una biblioteca doméstica. Tiene estantes e iluminación propios de un archivo y solo le falta el bibliotecario, según aseguró el escritor a «The New York Times».
Roth no tiene descendencia y esa es la razón que le ha empujado a buscar un recipiente a su colección. «Si tuviera hijos sería una historia diferente. No es una biblioteca enorme, pero es especial para mí, y quiero que se preserve tal y como es», explicó.
[...] La biblioteca de Newark renovará una amplia sala dedicada ahora a almacén para acoger la colección, que seguirá el mismo orden y configuración que estableció Roth. Muchos de los volúmenes están subrayados y anotados, «como si estuviera en diálogo con ellos», según la institución.

JAVIER ANSORENA. Philip Roth se queda para siempre en Newark. Abc Cultura. 27|10|2016.

Així serà la Sala Philip Roth de la Biblioteca de Newark, dissenyada per l'arquitecte Henry Myerberg.

Vegeu també: La biblioteca pública de Newark. Philip Roth. [Article publicat a The New York Times, l'1 de març del 1969]


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada