dimarts, 19 de març de 2013

mike gallard & frank stone

Confieso, de entrada, que en su día me acerqué a Arrugas con cierta desconfianza. Dos de mis amantísimos abuelos desaparecieron por culpa de la cruel enfermedad que dicha obra retrata sin aspavientos. El tema, por tanto, me atraía, y a la vez me asustaba. La lectura pausada del álbum me empujó a enterrar mis prejuicios. Paco Roca logró emocionarme. Me tocó el alma. Cierto onirismo, y un sentido del humor medido, espolvoreado sutilmente entre las páginas de un relato terroríficamente dramático, me convencieron de que su autor sabía lo que hacía. Lo mismo puedo decir de Miguel Gallardo, aunque la temática de María y yo me resultase, a priori, menos cercana. Ambos artistas han logrado crear, casi al unísono, sendas obras de referencia que han abierto el cómic a más público y han atraído la atención de los medios, además de convencer a la gran mayoría de lectores habituales de viñetas, gracias a un trabajo que, sin duda, les ha salido del alma.
Uno de los detalles más interesantes del fenómeno Arrugas-María y yo es la coincidencia de ambos tebeos en el espacio-tiempo, debido quizás a una alineación de astros o al destino dictado por una mano invisible. Una situación extraordinaria, difícil de repetir, que ha derivado en la unión espiritual de dos autores de diferentes generaciones que se encontraron en un camino inesperado de baldosas amarillas para engrandecer un medio necesitado de buenas notícias, de oxígeno puro, de esperanza y luz. Reconocidos, contentos y premiados, Roca y Gallardo profundizaron en su amistad casual, de evento en evento, en una gira promocional que derivó en un tomo conjunto, Emotional World Tour, la guinda excepcional colocada sobre la nata montada de un pastel de dos sabores perfectamente combinados. Complementarios sin saberlo hasta entrar en una vorágine de presentaciones, salones de cómic y demás saraos en torno a la historieta, este impredecible dúo dinámico de dibujantes decidió agradecer todo lo acontecido a sus seguidores, amigos y demás familia, de la manera que mejor lo saben hacer: marcándose un álbum desenfadado y entrañable repleto de anécdotas y emociones. Lleno de vida, al fin y al cabo.
Emotional World Tour funciona como los extras de una película, como ese DVD de cuidada edición limitada para coleccionistas. Es un regalo ideal para aquellos que han sabido apreciar las virtudes incuestionables de dos obras que no hay que aplaudir únicamente por su carácter social. Esta última característica hace que cualquier trabajo, brillante o mediocre, sea bien recibido entre ciertos sectores, indocumentados, pero a la postre, puede sembrar la animadversión entre los tebeófilos menos impresionables, acostumbrados a poner todo en entredicho. Las divertidas planchas de este álbum bonus, dibujadas con una soltura pasmosa, sinceras y luminosas, permiten a sus autores desnudarse ante el lector, aportan información que enriquecen sus galardonadas propuestas, quitan hierro al sunto, se ríen de todo, incluso de ellos mismos, despejan incógnitas y añaden material peliagudo a dos títulos indispensables en toda tebeoteca que se precie.
Inevitablemente, algunos chistes pecan de privados en Emotional World Tour; por algo se confiesa en portada como diarios itinerantes, pero no sólo hay chascarrillos en su interior. Hay, sobre todo, emoción desatada. El personal álbum actúa como prolongación de Arrugas y María y yo, expande su aureola y, de propina, homenajea a toda esa gente, mucha -el que suscribe incluido, orgulloso y agradecido-, que ha nutrido de experiencias la gira de dos hombres y un destino: el triunfo. El triunfo de sus carreras, y del cómic en toda su esencia, porque el resultado, peculiar donde los haya, sirve a su vez como muestra de las tribulaciones de un autor de cómic de paseo por el mundo, defiende una profesión, una disciplina y una manera de entender...¿la vida? Gracias, Paco; gracias Miguel. Un 2x1 ejemplar. ¡El acabose!

Borja Crespo. «¡2x1! ¡el acabose!» A: Koldo Azpitarte. Senderos. Una retrospectiva de la obra de Paco Roca. Laukatu, 2009. P. 247- 248.


3 comentaris:

  1. Nyores, nyors, ets i uts,
    recordeu que, amb motiu de la passió i mort de nostrosenyor, hem avançat una setmaneta la trobada per a parlar d'Arrugues. Així doncs, mos veiem a les vuit. La sessió anirà a càrrec de la Isàvena Opisso.

    ResponElimina
    Respostes
    1. Quin dir-se tan maco que gasta la punyetera!

      Elimina
  2. Ep, i parlant de noms, per molts anys als Peps, Joseps, Pepites, Fines i ases que hi ha a totes les cases. Al club en tenim tres, per exemple.
    I tal dia com avui celebren el seu aniversari en Philip Roth i en Miquel Vilardell. Per molts anys, també. En vida meva.

    ResponElimina